Archive for the ‘VID’ Category

COSAS DEL AMOR

noviembre 20, 2018

TRAVESURA

   Hay razones que sólo el corazón conoce…

   Este chico blanco ha aceptado el poder que tiene en su vida y dentro de su cuerpo ese fornido semental negro. El tipo recién llegado al equipo de futbol profesional. Un briosos macho con urgentes necesidades sexuales que su inconsciente olor a perra secreta, uno desconocido aún para él mismo hasta ese momento, tan sólo agravó haciéndole ir por él, reclamándole, aunque le chillara que no era gay. Pero a quien no pudo resistírsele mucho, porque cuando se le encimó, con sus manos fuertes y grande, el olor a semental le afectó también. Ahora se aman en cuanto tienen un momento, a la menor oportunidad como si no pudieran estar lejos o sin hacer eso; cosa que ya todos notan. Al negro le gusta tenerle en una cama grande donde puede hacerle de todo, demostrándole cuánto le interesa, el otro entregándose con abandonado gozo, delirando de pasión y sentimientos cuando su hombre le nalguea y le llama zorra y puta barata. El mundo no entiende que se aman a cierto nivel profundo, uno al cual ni ellos han accedido, aún. Pero lo sospechan, el chico blanco cuando su coño es golpeado una y otra vez por esa gruesa y dura barra, y hace lo que sea para atrapársela para que disfrute aún más a pierna suelta; el otro cuando le besa y le acaricia, algo que nunca antes había hecho con nadie, mientras le llena la ardiente crica con toda su esperma.

Julio César.

DIVERSION

noviembre 6, 2018

TRAVESURA

   Pasan cada cosa en las excursiones de trabajo…

   ¡Pero qué marica!, pensaban quienes miraban (sorprendidos, divertidos y acalorados) al supervisor de planta montado sobre la tranca de uno de los sujetos a los que más regañaba y molestaba diariamente. El peor empleado, así le decía, y ahora allí estaba, perdida toda vergüenza y recato, todo control, gimiéndole cosas, llamándole papi, pidiéndole más y más, queriendo abrazos y besitos, emputecido, totalmente transformado con una sola cogida bien dada. Todos miraban y se tocaban, porque pocas cosas habían que superaran en emoción, y excitación, que el ver a un conocido al que cogen como a un puto cualquiera; bueno, tal vez el hacérselo uno mismo. Y más de uno esperaba su oportunidad con ese tipo.

COSAS DEL AMOR

Julio César.

ENGOLOSINADO

octubre 27, 2018

TRAVESURA

   No había mañana…

   Oyéndole gemir sonríe entre dientes, metiéndosela a pelo, sintiéndola apretada por las sedosas, ardientes y apretadas entrañas; seguro que fuera de la oficina los compañeros les escuchaban y sonreían. Era su culpa, con una barra como la suya no había zorra que cumpliera aquello de no hacer ruido cuando se las clavara. Le da y le da, mirándolo con alegre vanidad. Era un nuevo compañero de trabajo, un catire blanco como la nieve, que viéndosela en los urinarios quedó trastornado, no pudiendo pensar en otra cosa, obsesionado… como le había pasado a otros. Sabía lo que ocurriría, que el catire le buscaría fiesta, pensando que si la tocaba o chupaba tal vez se le pasara la vaina. “Está bien”, le dijo, “pero quiero que uses un hilo dental. Me gustan los culos grandes de chicos blancos llevando uno. Lo usas o no hay trato”. Sabía que obedecería empujado por la necesidad, como los otros, que avergonzado se la pondría y luego lo gozarían. Como también sabía que la curiosidad no se le pasaría y regresaría por más. Eso sí, él jugaba limpio, antes de meterles la verga por sus virginales culo que terminaban como coños hambrientos de pollas, les decía que si montaban una barra negra se enviciarían y ya no podrían vivir sin una de esas. Pero nunca escuchaban, creían que se les pasaría con una metida y listo. Y si, se les pasaba, lo héteros, luego parecían perras malucas. “Vamos, chico, chilla como puta. Abraza tu verdad”, era todo lo que podía aconsejarles después.

DIVERSION

Julio César.

TRAVESURA

octubre 18, 2018

VIAJE AL CAMPO

   Reían mirando a la cámara…

   Uno de ellos feliz, teniéndola bien dura, tocada, bañada de aliento, lamida, chupada y mamada; el otro engolosinado con la enorme pieza. Había comenzado como un juego, un video de acercamientos para enviarla a los amigos, jugando desnudos. Lo que el chico no esperaba es que aquello, parado, tuviera ese tamaño ni esa apariencia tan apetitosa. El hambre se le despertó, y más al pegar la lengua de la punta, como le pedía el otro casi rogando. Ahora las cosas toman su propia dinámica, un carajote que goza de las atenciones que otro le daba mientras le bombea la boca. Y este respondiendo, tragando a fondo, a pesar de ser primerizo, pero aprendiendo rapidito. Por supuesto no iban a conectarse con nadie, no haciendo aquello que podía ser malinterpretado. O eso pensaba el chico, el otro no sería un macho completo, uno al que estaban mamando el güevo, si no lo presumiera frente a otros amigos. Lo que sabe les traerá consecuencias, especialmente al chico, pero si a este le gusta mamar güevo, como parecía por el extasiamo que exhibía, con el resto de la padilla estaría resuelto.

Julio César.

HONESTIDAD

octubre 13, 2018

VIAJE AL CAMPO

   Entre amigos del alma…

   Eso es, así, duro, con fuerza, con ganas. El que sea tu mejor amigo de toda la vida no debe importar en ese glorioso momento de acercamiento, intimidad, sentimientos, deseo, amor y sexo. Que los chillidos vayan a la par de las embestidas, al traqueteo de la cama crujiendo bajo aquel ventilador viejo. Que sea tu mejor amigo no significa que no puedas atraparle la verga con tu ardiente hueco y derretírselo, chuparlo y halarlo como haces con todos los machos que te gustan, aunque lo mantuvieras oculto hasta que él te pillara, exigiéndote saber qué ocurría, sorprendiéndose al saberte gay, molesto por la falta de confianza, curioso queriendo saber cómo era, qué se sentía. Bien, allí estaban, dale la cogida de su vida, sé la puta más puta y vuélvele loco con tu trasero, que acaricie tu cuerpo, que adore tenerte en esos momentos. Es tu mejor amigo, lo notas por el empeño que pone, tomado el ritmo, en saciarte el agujero. Un verdadero amigo siempre está ahí para lo que salga si lo apuran, aún sea dando rico y caliente por el culo en un momento de locura.

TRAVESURA

Julio César.

COMO LO ESPERABA

octubre 3, 2018

VIAJE AL CAMPO

   ¿Mejor de lo soñado?, definitivamente si.

   Durante años, como gay de closet, le miraste desde lejos en el colegio, adorándolo, soñando con caer de rodillas frente a él y darle una buena mamada en las duchas, que te reventara el culo en las colchonetas de gimnasia, pero sin atreverte a decir nada, o viéndole con todas las chicas de la escuela, sin que pareciera darse cuenta si quiera de tu existencia. Imagina tu sorpresa, en el reencuentro diez años más tarde, al que no querías ir, cuando sonriendo y gritando tu nombre abrió muchos sus brazos (viéndose tan guapo como ayer, tal vez mejor al notarse como más macho), y apretándote duro en un cálido y fuerte abrazo que te dejó turulato por un buen rato, no queriendo escapar, llenándote del olor de su colonia. Confusión de sorpresa y dicha que te lo puso duro, deseando que nunca quitara el brazo de tus hombros mientras habla con los otros y poco a poco te aparta a un rincón, gruñendo un “al fin solos”, y tomando tu mano la lleva a su entrepiernas, donde el tolete le abulta y endurece por segundos. Y si, mientras chupas en ese baño donde tantas cosas soñaste, se siente mucho mejor que todo lo anhelado; como la agresividad viril con la cual te dice que quiere cogerte, duro y mucho, hasta hacerte gritar su nombre, y te lleva a ese motelito donde te monta en su barra y te toma mientras efectivamente gritas y pierdes el control. Y todo gira a tu alrededor, explotando una y otra vez sin tocarte, gimiendo y hasta sollozando por todos los deseos finalmente cumplidos. Guardándose lo mejor para el final, cuando exclama, bajo tu cuerpo, sonriente y satisfecho: “Joder, soñé con esto durante tanto tiempo. ¿Tienes ganas de otro, chico precioso?”.

HONESTIDAD

Julio César.

NOTA: Parece que estos videos me lo borran, por equis razones, así que mejor los ven mientras puedan.

ENGOLOSINADO

septiembre 26, 2018

VIAJE AL CAMPO

   Si, el ojo se llena primero que la barriga…

   “Vamos, perra, es toda tuya, gózala”, no se dice, pero flota en el aire cuando el hombre, jadeante, emocionado, totalmente ávido y hambriento por el enorme caramelo ofrecido se dedica a chuparlo y lamerlo, siguiendo las indicaciones de aquel sujeto que entró a su casa para encuestarlo y ahora le estaba alimentando. Y lo hacía mirándole serio, guiándole con mano de hierro, indicándole cómo proceder para que lo hiciera mejor. Obviamente era uno de esos tipos que pensaban que un buen mamagüevo, especialmente si el tío se creía heterosexual, no nacía de la nada, sino que se fabricaba a fuerza de mucha práctica.

……

   Me encanta el detalle de las voces en español. Aunque no reconozco el acento.

COMO LO ESPERABA

Julio César.

BORRACHOS EN PELIGRO

septiembre 21, 2018

VIAJE AL CAMPO

   ¿Se imaginan?

   Mareado entro al baño, las cervezas se han sucedido una tras otra, el sonido de la tasca queda ahogado al cerrarse la puerta. Es cuando escucho los tonos bajos, los gruñidos ahogados, los “sí, sigue así, lo haces bien; mama, cabrón”, que vienen de uno de los privados cerrados. Riendo paras mis adentros (¿dos carajos en eso, allí?), entro al inodoro vecino. Aunque me costó (por poco no caigo y me mato de puro borracho), me asomo por encima de la división. Y ahora sí que casi caigo y quedo colgado del cuello: allí, de rodillas, becerreando emocionado estaba uno de mis mejores amigos, otro que vino a beber donde los chinos. Se veía todo realizado chupando, sorbiendo, ronroneando mientras abarcaba cada centímetro cubico de esa buena mandarria del otro macho. El tipo sonriéndole, diciéndole que sí, que siga así, que se nota que tiene un hambre vieja, que se sacie de güevo. Todavía boqueando, bajo y nuevamente casi me resbalo, pero logro quedar sentado sobre la tapa bajada (a Dios gracias). Ese hijo de perra seguro que se descuidó, quedándose mirando a algún tipo en ese baño, que lo malinterpretó y se la ofreció; este rechazándola, claro, pero cuando un carajo se la saca y la ofrece generalmente no la guarda, eso era una regla de la vida. Seguro que, de alguna manera, le controló. Le llevó a probar, lo que no le parecería tan grave, pero ahora… Aprieto los dientes para no reír escuchándole chupar todavía más fuerte, y noto, por primera vez, un agujero en la pared. Estoy borracho, ¿okay?, eso explica que me lo saque, inexplicablemente duro, y lo meta. Los escucho cuchichear bajito, mientras espero. “No me importa quién sea ese pana, un hombre te ofrece su barra y como buen mamagüevo que ahora sabes que eres, siempre tienes que tomarla”. Me erizo cuando un aliento se me acerca, quemándomela…

ENGOLOSINADO

Julio César.

NOTA: Joder, es difícil escribir en primer apersona.

FALSA IMPRESION

septiembre 12, 2018

VIAJE AL CAMPO

   El hombre casi se siente culpable de aprovecharse…

  …Aunque eso no le impide que apriete los dientes, nalguee y le grite que mueva bien ese culo, que lo apriete, haciendo chillar al chico, que le obedece. Porque eso sí, cómo era de sumiso y obediente para todo lo que fuera sexo caliente. El hombre, profesor de Matemáticas puras que dicta clases particulares a muchachos reprobados, está completamente convencido de la estupidez de su alumno preferido (ese culito valía oro en el mercado de los maestros cachondos), porque este parecía incapaz de aprobar una prueba por sencilla que fuera. Aunque podía chupar una verga de manera muy hábil y saltar sobre esta, después, de manera ejemplar hasta dejarla seca. Por eso le ayuda en su cuarto, cuando se supone que le imparte clases, ya que este siempre le llegaba todo lloroso a suplicarle que le pasara o su padre le atizaba. Compadeciéndose del hermoso rubio de culo glotón, le cobraba el mínimo, tan sólo unas cuantas buenas enculadas. Ignora que el chico tiene un IQ excepcional, y que toda la vida ha sabido procurarse mucho de todo aquello que tanto le gusta.

BORRACHOS EN PELIGRO

Julio César.

SATISFACCIONES

agosto 22, 2018

VIAJE AL CAMPO

   No es que no tuviera otras opciones…

   …Cuando el jefe le exigiera el culo para emplearlo. Era que ninguna le brindaba las emociones que experimentaba cuando ese hombrezote desconsiderado le tomaba, cada vez que le provocaba, así el resto de la gente en la compañía viera que le encerraba en la oficina y se oyeran los chillidos que no podía contener mientras le follaba. Lujuria que se incrementaba cuando ese poeta le dedicaba tiernas palabras: “Eres una zorra barata que no sirve para nada” ¡Nadaba en hormonas cuando así le trataba! Lo cierto era que fácilmente había caído en la cotidianidad de su situación, la de un buen marica que quería servirle al hombre que lo iniciara, algo tarde, en los placeres de la sumisión.

FALSA IMPRESION

Julio César.

RITO

agosto 18, 2018

VIAJE AL CAMPO

   Hombres constantes…

   Como cada viernes, sábado y domingo por la noche, nuestro héroe abandona su hogar y pasa su buen rato en algún sórdido tugurio. Todo el mundo, incluida su mujer e hijos, imaginan que se va de parrandas, porque sale como una fija y regresa oliendo a ducha con jabón barato y a licor. La verdad es que se reúne con ese sujeto al que va a darle mamadas, unas desesperadas, deleitándose en hacerlo, tragándose hasta la última espesa gota de la carga. Mirando un juego, tomándose unos tragos, hablando de todo menos de aquello que hacían, esperarían hasta que el otro estuviera de humor para poder montársele a hojarascas, y cabalgarlo hasta agotarlo. La misma rutina, con variaciones de lugares y hasta en el número de tiradas (según las ganas del momento), que mantenía con ese amigo desde que tenía trece años. Tierna edad en la que probó su esperma, en todos los sentidos, enviciándose de tal forma que no puede sustraerse a las ganas de obtenerla. Una manera grata de pasar un rato fuera de casa con un pana.

SATISFACCIONES

Julio César.

OCUPACION

agosto 13, 2018

VIAJE AL CAMPO

   ¿Trabajo es trabajo?

   Sonríe viéndole estremecerse a pesar suyo, apretando el brillante botón de encendido, atravesado por las olas de emociones que despertaban en su interior aquel grueso vibrador. Lo sacaba y metía, lo agitaba en sus entrañas con un abandono y una pasión nueva, que nada tenía que ver con sus resquemores del inicio. Cuando le comentara que tenía apuros económicos y necesitaba ganar algo de plata, le había recomendado al vecino ese trabajo, secreto y discreto en la red, cumpliendo fantasías. Si, estaba gastando mucho transfiriéndole, pero ya se había rasurado y aunque no se lo pedía, así seguía. Parecía que le encantaban esos hilos dentales aunque inicialmente se quejara bastante. Y el vibrador estimulándole… Poco a poco, con cada pago, aunque su dinero desaparecía, el vecino perdía más y más de su antigua masculinidad, su hombría. Desde mañana, en cuanto el juguete actuara, le pediría que en voz alta pidiera una tranca que se le metiera, que soñaba con ser una perra, que necesitaba machos, al que fuera… Y una vez se acostumbrara también a eso, bien…

RITO

Julio César.

SONIDOS NATURALES…

agosto 3, 2018

VIAJE AL CAMPO

   Se escuchan desde lejos…

   Los ronroneos y succionadas, sucias y ávidas sobre el ansiado falo, acompañaban los gemidos de ese carajo mientras tragaba con ganas lo que ese desconocido le ofrecía en aquel no tan solitario camino que conocían los hombres del pueblo; tomado por los osados de tarde en tarde cuando, aburridos o calentorros, se alejaban en busca de atenciones a sus hinchadas masculinidades. Era… grato hacerlo, encaminarse esperando hallar, recorrer la hermosa zona boscosa y escuchar sus ruidos, los “traga, traga, marica”, y las chupadas. O las palmadas de hombre contra hombre, alguien alimentándole la concha a otro que gemía y le pedía que no parara por nada. Y era bueno que existiera ese lugar mágico donde, sin complicaciones, cada uno encontraba lo que buscaba.

OCUPACION

Julio César.

VIAJE AL CAMPO

agosto 1, 2018

ALIGERANDO EL VIAJE

   Todas esas rudas experiencias…

   ¿Han visto la saga Camino al Terror, esos chicos que van o se pierden en una zona boscosa y encuentran a la familia deforme y caníbal? ¿Recuerdan a Jason esperando a inocentes y calentorros monitores de campamentos para hacerlos picadillo? Peligros que se corren en la manigua, como ocurre con estos dulces chicos campistas. ¿Una amenaza real que presiente y se cuela en sus sueños? ¿O realmente un sujeto joven, rudo, primitivo y cachondo se encapricha y se lo lleva como si pudiera robárselo y guardárselo para sí en una zona apartada donde nadie irá a rescatarle? ¿O es alguna oscura fantasía del chico, de la que nunca le hablará a nadie, que recurrentemente le alcanza y que secretamente casi espera que se cumpla antes de llegar a los veinte? Misterios del alma masculina, siempre caliente, bordeando lo prohibido en su imaginación, donde muchas veces es mejor que se queden. 

SONIDOS NATURALES…

Julio César.

SECRETOS DE DORMITORIOS

julio 27, 2018

ALIGERANDO EL VIAJE

   ¿Afecto o sólo deseo?

   Chilla y chilla mientras la cama cruje y traquetea, tanto que sonriendo cuando cruzan frente a la puerta, los otros chicos del piso imaginan que está con alguna de las porristas. Si, es un joven exitoso, un atleta ganador, el galán de todas las nenas del campus, pero de noche es la apasionada perra de su compañero de cuarto, un gordito vulgar y algo desaseado que se la pasaba rascándose el ombligo y sacándose cosas de los oídos, pero que le daba junto donde le dolía… cuando no la tenía metida. Joder, y lo que ese carajo le decía mientras le apretaba la cintura o le azotaba una nalga, dándole machete en el chiquito, era pura poesía que le enamoraba y derretía: “Oh, sí, me encanta cuando chillas así, puta sucia; cuando mojas toda tus pantaletas de atleta. Quiero que las empapes, que recojas todo lo que sueltes y parte de lo que resbale de tu ojete…”, le indica clavándosela a fondo; “y que uses esto mañana, todo el día, en tus clases, en las prácticas, cuando te reúnas con alguna de tus chicas. Quiero que todos huelan y te pregunten qué es, y que les digas que es la esencia de tu lujuriosa concha bien atendida”.

VIAJE AL CAMPO

Julio César.